viernes, 12 de febrero de 2016

Falso, prematuro o inexistente o la vida de los otros egipcios

Joaquín Mª Aguirre (UCM)
Las autoridades egipcias ya están elaborando su contra teoría de la conspiración sobre la muerte de Giulio Regeni. Como la teoría inicial del "accidente automovilístico" tenía demasiados puntos flojos —las lesiones, uñas arrancadas, quemaduras de cigarro, aparición del cuerpo varios días después de la muerte...—, se encuentran en la tesitura de tener que encontrar una nueva y satisfactoria más allá las explicaciones que se da a las desapariciones forzosas, que se niegan por sistema para reaparecer las personas en comisarías. Si es que lo hacen, claro.
Egypt Independent nos traía hace dos días un titular en el que llueve sobre mojado en este sentido: "Three men reappear in Alexandrian police station after their enforced disappearance". Ya desde el titular se nos dan los dos hechos capitales del asunto, que la gente desaparece sin explicación y que cuando reaparece (si lo hace) lo hace en dependencias policiales.
Señalan en el diario:

Tree young men reappeared in an Alexandria police station after police arrested them from their homes and then they were subject to enforced disappearance.
The men display signs of torture and their health had severely deteriorated,  according to the Arab African Centre for Freedom and Human Rights (AACFHR).
Anas Mohamed, 15, and Abdel Rahman Moataz, 20, and Amr Gamal, 20, were arrested after the police brutally assaulted them and their families.
It was further reported that Mohamed had bruises throughout his body which resulted in internal bleeding; Moataz is unable to stand or move due to injuries to his knees; while Gamal is in a critical condition and may not survive.*


Creo que el caso suena demasiado habitual para que lo ocurrido con Giulio Regeni pueda extrañar a nadie. Pero hemos dicho que Egipto es un país en el que la idea de la navaja de Ockham no funciona por lo general. Al menos no en los discurso oficiales que tienden a negar lo más evidente por sistema o por ignorancia real.
No tengo dudas de la buena intención de algunos miembros del gobierno egipcio, pero el hecho es que ocurre lo que ocurre. El hecho de que los ministros o demás miembros de ministerios desconozcan lo que ocurre en calabozos y mazmorras es lo normal. A nadie se le ocurre pensar que llaman al presidente para preguntar cómo se debe torturar a alguien o a quién hay que hacer desaparecer del mapa. El principio de las dictaduras represoras es siempre que tu mano derecha diga que no sabe qué hace tu mano izquierda, pero aprieta con las dos.
Eso le sirvió hasta a Mubarak y colegas para liberarse de las acusaciones por las muertes de los manifestantes en 2011. nadie pudo decir que diera la orden.  Hasta ahora a los únicos a los que se les prueba en cadena cualquier cosa sin problemas es a Mohamed Morsi y demás correligionarios, cuyas pruebas no necesitan más de diez minutos para ser consideradas evidentes. No ocurre lo mismo con Hosni Mubarak y sus ministros —acaban de exonerar a otro de ellos— a los que nadie es capaz de probar ni muertes de manifestantes ni fortunas salidas de la nada. Pero el mundo es así, injusto y faraónico.
Señalan en el diario:

According to a report from Amnesty International in 2015, over 41,000 people had been arrested, indicted, or sentenced as part of the government’s suppression of political opponents and activists since the revolution in 2011. Human Rights Watch reported last week that 22,000 people, including activists and journalists, have been arrested since July 2014 for stating their opposition to the government.*

Todo esto, claro, es considerado como parte de la conspiración difamatoria contra Egipto y sus dotados líderes desde el inicio de los tiempos. Todas las instituciones internacionales están infiltradas por los islamistas, que controlan el mundo como parte de una engañosa conspiración sionista.


La contra teoría de las autoridades egipcias parte de un principio: ellos son muy listos y el crimen Giulio Regeni es un hecho muy tonto, demasiado tonto como para que lo hayan hecho ellos. En eso se basa el argumento del embajador egipcio en Roma:

Egyptian ambassador to Rome Amr Helmy reiterated that Egyptian security agencies had no hand in the death of Regeni.
“Regeni was never under our police custody and we are not so ‘naive’ to kill a young Italian and throw away his body on the day of Minister [Federica] Guidi’s visit to Cairo,” he told the Italian news agency ANSA.**


En un plato de la balanza se encuentra el don de la oportunidad mientras que en el otro se encuentran los miles de casos de personas a quienes han ocurrido parecidas cosas a las ocurridas a Giulio Regeni. Es lo insólito contra la costumbre; lo improbable contra lo que ocurre decenas de veces todos los días según las denuncias de particulares e instituciones.
No tan siquiera el beneficio de la duda está a favor del gobierno egipcio, ya que se ha encargado él mismo de hundir su credibilidad con casos como el del avión ruso de pasajeros destruido por una bomba del Estado Islámico, según  versión aceptada por toda la Humanidad, excepto por el gobierno egipcio, o con lo ocurrido por el bombardeo y ametrallamiento de los turistas mejicanos a cargo del Ejército.
Por supuesto, todas las autoridades muestran una confianza insólita en que a Giulio Regeni no lo secuestró, torturó y asesinó nadie que tuviera que ver con el aparato estatal. La contra teoría se fundamenta en que todo juicio es prematuro y se fundamenta en las insidias, calumnias y distorsiones habituales en el tratamiento de lo que ocurre en Egipto. Todo es pura conspiración para la autoridades y amenazan con que algún día saldrá una verdad que lo dejará todo claro, sin duda posible. Lo cierto es que todo el mundo está deseando que salgan verdades claras, pero se hacen esperar, como la del avión ruso o las del propio Khaled Said, que dio inicio a la Primavera egipcia, con su tortura y abandono destrozado en plena calle.
Recogen en otro artículo en Ahram Online más predicciones en este sentido:

"It's premature to pass judgment about the official criminal investigations," ministry spokesman Ahmed Abu Zeid said in response to the letter.
"Attempts to level accusations at the Egyptian authorities without evidence could backfire," he warned.
Following an initial autopsy performed in Egypt, a second autopsy conducted in Italy revealed that the 28-year-old was subject to "something inhuman, something animal,” Italy's Interior Minister Angelino Alfano told Sky News 24 on Sunday.
The spokesman expressed his "full rejection" of allegations of torture, slamming the claims as "rumours and deliberate distortions" of facts.
He added that Egypt's authorities are highly committed to hold those convicted of torture to justice, while stressing that these are "individual incidents."
He said recent reports by the country's semi-official human rights body have shown claims about disappearances to be "unfounded."***


Mentiras y más mentiras, como el asesinato de Shaimaa Al-Sabbagh, llevando flores. También fue prematuro decir que le había disparado la Policía. Era más evidente para los que instruían la investigación que habían sido sus propios compañeros. También era evidente la opinión del forense cuando dijo que la culpa de su muerte era suya porque estaba muy delgada. ¡Egipto, qué poca memoria tienes!
También se cuestionaba la "verdad" del origen de la protesta de los médicos por los ataques e intimidaciones de grupos de agentes al personal de los hospitales o la detención de médicos que reclaman poder asistir a los detenidos en las comisarías y cárceles. Todo, todo... falso, prematuro o inexistente.
El diario estatal Ahram Online informa de la realización una asamblea extraordinaria de médicos para denunciar las agresiones e intimidaciones que sufren por parte de la Policía para que falsifiquen partes de lesiones propios  y otros confusos incidentes en los que se han identificado como policías. Nos dice el periódico estatal:

Egypt's Doctors Syndicate will hold an emergency general assembly on Friday to demand an end to assaults on doctors and hospitals and to set standards to punish those responsible for any such attacks.
The call comes in the wake of a recent assault by several low ranking police officers against doctors at Matariya Hospital in east Cairo after one of the doctors refused to include fake injuries in a medical report for one of the policemen.
Eyewitnesses said a plain-clothed policeman, along with a group of colleagues who joined later, beat the doctor, kicked him in the stomach, and stepped on his neck before dragging him and a fellow doctor to a nearby police station.
The doctors later had to withdraw their complaint of the assault against the alleged assailants after they were told that the policemen had filed several complaints against the physicians and they could all face detention.
The doctors will meet at the syndicate headquarters in downtown Cairo to "defend their dignity" and shore up support to counter what they describe as a campaign to undermine the union.****


Lo cierto es que el fiscal ya va a por los médicos por el delito de haberse declarado en huelga como forma de protesta manteniendo solo las urgencias.
La gravedad de la situación ya no admite muchas disculpas ni señalar que la tortura son excepciones, como siguen repitiendo una y otra vez las autoridades. Son tantas excepciones que constituyen ya un hábito por derecho propio. Los tres aparecidos y sus signos evidentes de torturas muestran que es el pan de cada día.
El tercer frente que se abre al gobierno egipcio es el académico tanto en el interior como en el exterior. Las 4.600 firmas de profesores de 90 países en la carta exigiendo el esclarecimiento de lo ocurrido con Regeni no son más porque la iniciativa online se cerró para enviarla al presidente egipcio. De no cerrarse para su envío, serían bastantes más.


Un nuevo caso ha saltado a la prensa en el que se ejerce una nueva forma de presión sobre los académicos, ya de por sí bastante controlados a través del diseño de sus carreras profesionales. Lo trae también Ahram Online señalando las quejas de los grupos de derechos ante las arbitrarias cancelaciones de las estancias de estudios en el extranjero. "Rights groups condemn Cairo University's revoking of lecturer study permit", señala el titular de Ahram Online. Se trata del caso de una profesora que estaba realizando una estancia en la Universidad Católica de Lovaina, Khoulud Saber:

Over 20 rights groups condemned on Wednesday a December decision by Cairo University to end a post-graduate scholarship abroad for a staff member months after she started pursuing her studies.
Kholoud Saber, an assistant lecturer at Cairo University, started a year-long scholarship for PhD studies at the Catholic University of Leuven in Belgium last September.
Saber said she had obtained all the necessary permits from Cairo University before travelling.
Cairo University provided Saber with her plane tickets and monthly stipend while the university in Belgium covered her scholarship fees.
However, in December, Saber said she received an email from Cairo University informing her that her study abroad permit was revoked based on a decision by the information department at the Ministry of Higher Education.
She was asked to cut short her studies and return to Egypt to resume her duties at the psychology department.
It is not clear why the Ministry of Higher Education decided to revoke Saber’s permit.*****


Basta con echar un vistazo a la página de Facebook de la profesora para entenderlo: premios por la defensa de los derechos humanos, investigación en violencia de género, conferencias sobre la revolución, activista... De nuevo el aparato institucional egipcio está en su medio preferido,  en La vida de los otros en versión egipcia: la elaboración de informes, la vigilancia continua de las personas, los recortes y denegaciones de permisos, etc. para que nadie sienta que está fuera del sistema y que tiene libertad de crítica. O estás dentro o estás fuera. Vivir tranquilo es hacerlo dentro de los márgenes establecidos; salirse de ellos, es entrar en el proceloso mar de las casualidades, de los imprevistos, de lo prematuro, de una vida que dejas de controlar y que queda sujeta a vaivenes inciertos.


Las universidades controlan desde arriba la vida de sus profesores y estudiantes. El "dossier" sube o baja; baja del ministerio a la Universidad o sube de la Universidad al Ministerio. Las embajadas controlan e informan de los de fuera. Nadie debe sentirse libre de poder actuar sin consecuencias, aunque estén lejos. Es mejor cerca, sintiendo la inseguridad como un frío aliento en la nuca.
El ministro del interior del Interior ha dicho algo que puede ser entendido de muchas maneras y no todas positivas: que el caso del estudiante torturado va a ser llevado como si tratara de un egipcio. Creo que, desgraciadamente, ya se ocuparon otros de hacerlo antes. Tendría que explicar como qué tipo de egipcio.


* "Three men reappear in Alexandrian police station after their enforced disappearance" Egypt Independent 10/02/2016 http://www.dailynewsegypt.com/2016/02/10/three-men-reappear-in-alexandrian-police-station-after-their-enforced-disappearance/
** "Regeni was killed in a house in downtown Cairo: source" Egypt Independet 10/02/2016
http://www.dailynewsegypt.com/2016/02/10/regeni-was-killed-in-a-house-in-downtown-cairo-source/
*** "In response to academics letter, Egypt says conclusions on Italian’s death ‘premature’" Ahram Online 10(02/2016 http://english.ahram.org.eg/NewsContent/1/64/187195/Egypt/Politics-/In-response-to-academics-letter,-Egypt-says-conclu.aspx
**** "Egypt Doctors Syndicate to demand end to assaults on members in general assembly Friday" Ahram Online 11/02/2016 http://english.ahram.org.eg/NewsContent/1/64/187320/Egypt/Politics-/Egypt-Doctors-Syndicate-to-demand-end-to-assaults-.aspx

***** "Rights groups condemn Cairo University's revoking of lecturer study permit" Ahram Online 11/02/2016 http://english.ahram.org.eg/NewsContent/1/64/187286/Egypt/Politics-/Rights-groups-condemn-Cairo-Universitys-revoking-o.aspx




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.