miércoles, 23 de enero de 2013

La soltería como crimen de estado

Joaquín Mª Aguirre (UCM)
He escuchado ya varias veces a diferentes amigas egipcias que les han dicho, como respuesta a sus demandas y reclamaciones, que lo que tienen que hacer es "casarse". Se lo han dicho en despachos oficiales e instituciones serias, no en las sobremesas de las comidas familiares. Parece ser que se trata de una campaña institucional de extinción de la soltería, especialmente de la femenina, que es la peligrosa. La presión social a la que se ven sometidas las mujeres egipcias para casarse antes de los treinta años es brutal. El diario The National recogía, en 2010, el caso del suicidio de una profesora universitaria que pasados los cuarenta años no pudo superar la presión por no estar casada:

A university professor committed suicide last month in 6th October City on the outskirts of Cairo because she reached 40 without being married, local media reported. Her death came at the same time the movie Two Girls From Egypt, about the problems of being "aness", or a spinster, was released.[...]
This month, Egypt's National Centre for Toxins issued a report saying that about 2,700 Egyptian females tried to commit suicide last year because of spinsterhood. Azza Korayem, a professor at the National Center for Sociological and Criminological Research, said there was a growing trend among Egyptian women to achieve financial independence, which means that work becomes a priority and sometimes results in their missing out on marriaige.*


Del fenómeno de la presión social se da cuenta irónicamente (el blog exitoso "Me quiero casar", de Ghada Abdel Aal) o la película citada "Dos chicas de Egipto", dirigida por Mohamed Ami en 2010, sobre el mismo problema de la soltería tras los treinta. Bridget Jones se ha convertido en un icono irónico para protegerse de la presión y las páginas de las redes sociales sirven de refugio a muchas mujeres a las que se presiona y reivindican su derecho a no ser consideradas anormales.
La cultura patriarcal tiene una concepción sanadora y vigilante del matrimonio. ¡No hay mal que no cure! Y la mujer es el mal. A las mujeres se les pasan las ganas de protestar o simplemente de pensar por su cuenta cuando están casadas; cuando por fin hay un varón sensato a su lado, un hombre serio y responsable. Cuando alguna de mis amigas ha ido a protestar por algo lo primero que les preguntó la autoridad  a la que se dirigían es si estaban casadas. Deberían casarse para ver el mundo de otra manera, sin tanto histerismo reivindicativo. Está en los planes divinos, ¿por qué se empeñan en quedarse solteras? La soltería está entre el pecado y el delito, ese espacio indefinido que el integrismo considera iguales.


Todo esto forma parte del programa "reformista" de la Hermandad Musulmana, la modernidad arcaica. Si el otro día comentábamos la inauguración en El Cairo de una cafetería segregacionista, con espacios separados para hombres, mujeres y familias, aderezado con música ambiental y canales de televisión islámicos —según el exitoso modelo saudí—, hoy son las integrantes del Consejo Nacional de las Mujeres egipcio, creado en 2000 —un letrero deslizante advierte que se encuentra en revisión— las que han lanzado su grito de alarma en el comunicado tras su reunión celebrada el lunes.

Todo ello tiene que ver con lo que llaman "el problema de la soltería", cuyos fundamentos se encuentran en la concepción patriarcal que la Hermandad y demás islamistas tienen, ampliamente extendida en la sociedad. 
El Consejo Nacional de las Mujeres ha protestado por tres puntos: a) la llamada a que los egipcios se casen con las mujeres sirias refugiadas para evitar que estén por ahí sin control; b) el ofrecimiento oficial del presidente del Banco Egipcio para el Desarrollo y el Crédito Agrícola, Mohsen Batran, para resolver el "problema de la soltería" mediante la concesión de créditos favorables a los jóvenes agricultores para que "adquieran" una segunda esposa, es decir, favorecer la poligamia como respuesta; c) la protesta por los cambios realizados en los libros de texto oficiales para el próximo curso, de los que se ha hecho desaparecer a algunas mujeres luchadoras por sus derechos o profesionales destacadas (como Doria Sharaf) y se han sustituido fotos de jóvenes por otras de jóvenes con velo.
La suma de los tres casos nos muestra un panorama bastante claro y desalentador de lo que le espera a Egipto, es decir, a sus mujeres en el futuro mientras estén los Hermanos haciendo de los suyas en el poder.


El primer caso, el de casar a la mujeres que vienen huyendo de Siria con piadosos varones egipcios ha sido calificado por el Consejo como "a crime committed in the name of religion"**. Para el segundo caso, la poligamia como forma de acabar con las peligrosas solteras —se estima que había entre nueve y diez millones de mujeres solteras en Egipto, según datos de 2008— y los créditos bancarios como forma de ayuda, el Consejo ha señalado que producirá un incremento de población que Egipto no puede permitirse. Pero que nadie se quede sin casarse (varias veces) por no tener un buen crédito. Esto, me imagino, tiene las bendiciones de la llamada "economía islámica", puesta al servicio de la felicidad siguiendo las normas de la "Sharia". En cuanto al tercer caso, el de los cambios fotográficos, me imagino que les resultan incómodas, con la nueva estética islamista, algunas caras. En cualquier caso, me imagino que no le perdonan a Doria Sharaf Eddin que en 2003, en un seminario sobre "Mujeres y medios de comunicación", organizado por el Consejo, calificara el batiburrillo de las múltiples llamadas a la oración (Al-Azan) como "contaminación acústica".***


La Hermandad, desde su llegada al poder, está dispuesta a no dejar una mujer soltera sobre la faz de Egipto; es su forma de arreglar el país. Ya sea por la vía del crédito blando o de las "refugiadas matrimoniales", quedará cada oveja con sus varias parejas (en los casos de poligamia). ¡Ni una mujer sin varón!, parece ser el grito de guerra.
Las revoluciones de los islamistas son mucho más sibilinas que las de tirar piedras a los dictadores y que te partan la cara. Por eso ellos practican sus propios métodos para su revolución arcaica, métodos que te han dejado un país uniforme en una generación, a la que se ha lavado el cerebro. Les basta con aumentar la presión social: disculpar el acoso, que no ha crecido de forma espontánea, sino con la interpretación "oficial" de que es la mujer quien lo provoca. Cuando solo haya policías barbudos, no habrá nadie a quien recurrir.


La buena noticia nos llega desde la Universidad de Ain Shams****. Hace unos días los alumnos comenzaron una decidida sentada de protesta por el acoso a que se veían sometidas las alumnas del Departamento de Hebreo por parte de algunos profesores. Decidieron acudir a los medios ante la pasividad absoluta de la dirección de la universidad que, tras el escándalo mediático formado, ha abierto una investigación respecto a los profesores acusados. La pancarta que llevaron los alumnos decía: "We are your: Sisters / Daughters / Mothers / Friends / Stop harassing Us". Se les olvidó, junto a "hermanas", "hijas", "madres" y "amigas", incluir también "propiedades". Curiosamente, tampoco incluyeron el término "esposas" en la lista. Un lapsus social revelador.


Que las jóvenes de la Universidad hayan conseguido vencer el miedo y enfrentarse a esos profesores que las acosan y abusan de ellas, me parece una gran noticia. Deben ir aprendiendo que hay cosas que no tienen marcha atrás. Me imagino que cuando fueron a protestar les preguntarían inmediatamente si estaban casadas.

 * "Egypt's spinsters turn to suicide" The National 18/7/2010 http://www.thenational.ae/news/world/africa/egypts-spinsters-turn-to-suicide
** "National Council for Women rejects campaigns against unmarried women" Al-Masry Al-Youm 22/01/2013 http://www.egyptindependent.com/news/national-council-women-rejects-campaigns-against-unmarried-women
*** "18. Doria Sharaf Eddin: Al-Azan (Muslim´s call to prayer) is noise pollution [2003]" Arab West Report 26/07/2008  http://www.arabwestreport.info/year-2003/week-8/18-doria-sharaf-eddin-al-azan-muslims-call-prayer-noise-pollution
*** "Ain Shams students accuse professors of sexual harassment" Al-Masry Al-Youm http://www.egyptindependent.com/news/ain-shams-students-accuse-professors-sexual-harassment






No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.